Objetivos genéricos del programa.

  • Fomentar la visión cristiana del matrimonio
  • Promover a la familia como célula fundamental en esta sociedad
  • Promover los valores cristianos en las familias.
  • Promover la participación de las parejas cristianas en grupos de matrimonios
  • Coordinar todos los movimientos eclesiales que trabajan alrededor de la pastoral familiar,

 

Actuaciones programadas

  • Ejercicios espirituales para matrimonios.
  • Animar a las parroquias para que den charlas sobre espiritualidad
  • Celebración de acontecimientos relativos a la vida familiar: Bodas de plata y oro de los padres.
  • Insistir en el sentido espiritual de los sacramentos de los hijos: bautismo, primera comunión y confirmación, sin olvidar el carácter festivo de los mismos para la familia.
  • Revitalizar la función primordial que tiene la familia cristiana a la hora de suscitar nuevas vocaciones a la vida sacerdotal y religiosa.
  • Fomentar las escuelas de padres en las parroquias.
  • Se celebraran las reuniones o encuentros precisos entre los movimientos y la delegación, y los movimientos tendrán un representante en el equipo diocesano de Pastoral Familiar.
  • La delegación por su parte alentará a los movimientos para que sean fieles a sus propios carismas fundacionales.
  • Las tareas o campos de acción pastoral en los que sería muy valiosa la aportación de los movimientos son los siguientes:
    • o Funciones burocráticas de secretaría y organización de ficheros, etc.
    • o Acogida de los novios: bien en la parroquia, bien en la delegación de pastoral familiar.
    • o Acompañamiento durante el tiempo de preparación al matrimonio: Cursillos o catequesis.
    • o Ser catequistas de preparación al matrimonio.
    • o Acompañamiento de matrimonios jóvenes, con posibilidad de fomentar su incorporación posterior a las actividades de su parroquia, al movimiento, o a ambas.
    • o Ofrecerse a las parroquias para participar en los equipos de pastoral familiar parroquial, en aquellas parroquias que deseen formarlos, e incluso influir para su creación.
    • o Colaborar en charlas sobre espiritualidad matrimonial.
    • o Si se llegase a crear un Centro de Orientación Familiar, sería muy estimada la colaboración profesional (psicólogos, médicos, abogados, asistentes sociales, etc) de los miembros de los movimientos.